Categorías
Colección de anuncios Journal

Gibson – Pure Gibson

En una ocasión anterior les había comentado que amo la buena publicidad. El trabajo promocional bien hecho, es digno de admirarse.

Como tal, hoy toca el turno a una campaña pensada para las legendarias guitarras Gibson. Quizás, (aunque no quisiera asegurar esto), la marca de guitarras más famosa del mundo. Con modelos tan icónicos como la Les Paul, la SG, la ES y la Flying V. Mismos que se lucen en la serie de gráficos.

Nuevamente, una campaña más que muestra el producto y el logo de la marca a todo lo que da, sin caer en el exceso o el mal gusto. Incluso, va más allá. No es una campaña para todo el mundo. Al contrario, es tan insightful que sólo los fanáticos del rock y sus subgéneros, son los que encontrarán el chiste a la relación entre cada una de las comparaciones presentadas.

Qué buena campaña. Como música para los oídos.

> Da click en las imágenes para navegar la galería.

Ficha

Agencia: No acreditada.

Fecha de publicación: Septiembre, 2005.

País: No acreditado.

Vía: Ads of the World.

B.

Categorías
Playlister Sound Ambition Top del año

Selección musical 2020

Acaba un año que literalmente cambió al mundo. Y ciertamente, muchas personas no lo recordarán de la manera más grata. Fue un año de cambios abruptos de los que uno no se puede decir indiferente. Sin embargo, una de las pocas cosas en las que la opinión es casi unánime, es que algo que hizo más llevadero el retiro obligado, fue la música.

Como siempre, cuando se toca el tema de los gustos musicales, la cosa se torna completamente subjetiva. Lo que a unos enloquece, otros aborrecen. La cosa es así. Qué se le va a hacer. Aún así, se apela a que cuando a final de año se deja venir el alud de listas con “lo mejor de…”, ustedes queridos lectores, nos den un salto de fe a todo lo que les podamos recomendar nosotros, los que escribimos y recomendamos cosas por el puro gusto de hacerlo.

Hecha la introducción, permítanme presentarles mi lista con la selección musical de este 2020. Un año que musicalmente se presenta como el pináculo de algunas tendencias que se venían viendo desde hace un par de años atrás, además de dejarnos vislumbrar el camino al que podrían evolucionar.

Sí. Es un hecho. El reggaetón (o reguetón, como mejor les acomode), nuevamente es el género del año. Y no sólo eso, aunque a muchos no les acabe de convencer, sigue siendo el sonido del zeitgeist que vivimos. A su favor, podemos decir que es un género que está evolucionando en varias direcciones. Hay que dar crédito a eso. Su sonido es cada vez más variado y va incorporando a su estructura otros géneros que se topa de paso.

Ejemplos hay varios. Ahí tienen a los españoles integrando su sonido natal a lo que ya se hace escuchar mundialmente. La Rosalía mezclando el flamenco con un gangsta trap en “TKN“. O en su caso, C. Tangana, presentando lo que él llama “la rumbachata” en “Tú me dejaste de querer“. Canción que une de manera bastante interesante el paso doble, la rumba, el flamenco, la bachata y el mencionado reguetón en un mismo lugar. Un adelanto de lo que será una producción programada para algún momento del 2021 bajo el nombre de “El Madrileño“, la cual promete bastante.

Rosalía en su aparición en el SAVAGE x FENTY fashion show del 2020.

Luego, evidentemente están las dos estrellas de este año: J Balvin y Bad Bunny. Ambos se encargaron de repartirse el año a su manera, consiguiendo presencia en todas partes. Al primero, le podemos atribuir “Colores“, un álbum conceptual (sí, leyeron bien, álbum conceptual de reguetón), en donde todas las canciones sonaron por doquier, incluso mientras se iban revelando una por una antes de presentar la producción completa. Cabe decir que éste hasta el momento, es el mejor disco de J Balvin. Veremos qué más trae el futuro con él al micrófono.

No conforme a lo anterior, J Balvin estuvo sonando de la mano de Tainy, otro afamado productor del género, gracias a “Agua“. Canción que al ser la insignia de la película The SpongeBob Movie: Sponge on the run (Bob Esponja: Al rescate), hace un beat bastante jocoso con sampleos del tema original del dibujo animado y una letra apta para todo público.

Agua de Tainy y J Balvin.

Y por si fuera poco, desde finales del 2019, también sonó en “Ritmo“. El primer sencillo del disco “Translation” de los Black Eyed Peas. Producción que apela a esta tendencia de poner al día cosas del pasado, como lo es en su caso, tomar pistas bailables de los 80’s y 90’s, agregarles un beat bailable y una letra a cargo de alguna colaboración, en su mayoría con artistas “latinos”.

Ritmo. La canción de no son Rebook, ni son Nike.

Por otra parte, se puede decir que el 2020 fue el año de Bad Bunny. Tres producciones a hilo. Una al inicio del año, otra a mediados y finalmente, una más para cerrar. La trilogía del 2020 la conforman “YHLQMDLG“, “LAS QUE NO IBAN A SALIR” y “EL ÚLTIMO TOUR DEL MUNDO“. Todos y cada uno de ellos, haciendo gala de las colaboraciones comunes en el género, además de sus respectivos hits. Entre los tres, podemos encontrar cosas como la amada/odiada “Safaera“, “BYE ME FUI“, “Yo Perreo Sola“, “YO VISTO ASÍ” y “DAKITI“. Esta última, bastante interesante por su sonido bailable al más puro estilo de club dance de los 90’s.

Dákiti.

Otro personaje al que hay no hay que perderle la pista es a Jhay Cortez. Amigo de Balvin y Bunny, que ha estado colaborando con ellos desde hace un par de años y que poco a poco, comienza a tomar relevancia en la escena. Nada menos, lo encontramos en el último disco de Kali Uchis, en la canción “la luz(Fin)“. La cual, sin duda, es de las más representativas de esta producción.

Kali Uchis y Jhay Cortez.

El género del pop también se hizo presente este año de manera más discreta, pero constante. Nada menos, desde final del año pasado, The Weeknd se ha estado moviendo con “Blinding Lights“, entre otras canciones, con miras de aparecer en el codiciado medio tiempo del Super Bowl 2021.

The Weeknd.

Justin Bieber se ha mantenido constante, del cual cabe resaltar “Yummy“, su primer sencillo del disco “Changes“. Y del que hay que resaltar que está mucho mejor el video promocional con la coreografía de Parris Goebel, que el video promocional final. Juzguen ustedes.

La versión de Parris Goebel.
La versión final de Bieber.

Dua Lipa nos puso en los oídos, “Future Nostalgia“, un álbum con canciones bastante llevaderas y de corte bailable. En lo personal, me gusta mucho más su primer producción, pero la actual no está nada mal. Algo que lo mismo puede sonar en fiestas, que en el radio o en servicios de streaming.

Miley Cyrus también nos deja una propuesta interesante, si tomamos en cuenta el tipo de música con el que normalmente se le identifica. “Plastic Hearts” es una producción que apunta al lado “más rockero” de Miley, haciendo covers y colaboraciones con ahora ya leyendas como Billy Idol, Joan Jett o Stevie Nicks. Quizás por esta razón, no resulte tan extraño que “Midnight Sky“, el sencillo más representativo del disco, suene totalmente emparentado a “Edge of Seventeen” de la ya mencionada Gypsy Queen. (Hasta remix oficial hay de esto).

Miley Cyrus y el cielo de media noche.

Hablando de Stevie Nicks, hay que hacer mención honorífica de su regreso a las listas de popularidad gracias a que de nuevo se puso de moda “Dreams” de Fleetwood Mac. Gran canción de aquel legendario álbum, “Rumours” del ’77. ¿A qué debemos esto? Pues al famoso TikTok de Nathan Apodaca, “el cholo patinando”, que simplemente va disfrutando de la vida mientras suena esta canción.

Nathan Apodaca, su Ocean Spay y Dreams de Fleetwood Mac.

Esto, aunque a todas luces es obvio, hay que prestarle atención, porque actualmente la máquina de hits musicales, no son los servicios de streaming musical y muchos menos el radio o los videos en su forma tradicional. El medio por el que la música “nueva” se está dando a conocer es nada más y nada menos, que las pistas sonoras en TikTok.

Hablando de eso, otro highlight del año es “Pegao” de Omega, también conocida como “Me miró y la miré…”. Un merengue que resalta entre todo el reguetón y que se hiciera famoso a través del mencionado TikTok. De tal manera que hasta así se clasifica el título de la canción en Spotify: “Pegao / Me Miro y La Mire (TikTok Hit)”. Qué mejor forma de hacer que te encuentren en un servicio de streaming, que haciendo mención de lo que te identifica en el título.

Por último, el rock, el hip-hop y la electrónica, hicieron acto de presencia de manera muy discreta. No por eso, dejando de entregar material de muy buena calidad. Ahí están los Gorillaz con su “Song Machine, Season One: Strange Timez” y Fiona Apple con “Fetch The Bolt Cutters“. Woodkid con “S16“, que es un discazo. Mac Miller con “Circles“, su obra póstuma. Y Alicia Keys con “ALICIA“, en el que es quizás su mood más íntimo e introspectivo.

Caben resaltar tres obras que quizás pasen desapercibidas por no estar hasta la cima del mainstream, pero que son muy buenas. El “We Will Always Love You” de The Avalanches, que es una producción hermosa y cargada de buena vibra, que a muchos tanta falta les hace en estos días. El “Miles” de Blu & Exile, que es un disco de hip-hop con muchísimas referencias a la cultura en general y que además tiene muy buen ritmo. Y para terminar, el “A Written Testimony” de Jay Electronica, que resulta una producción de hip-hop sumamente experimental, pero que no deja de llamar la atención.

De estos dos últimos bloques, les he de decir, que se disfruta más escuchando cada una de las producciones por completo, que sólo tomar una o dos muestras para escuchar. Las canciones sueltas, quizás podrían diluirse en el actual mar sonoro al que estamos expuesto, pero si las escuchamos en conjunto, como los respectivos artistas lo planearon, cada una de las obras son un verdadero deleite.

Sin más por el momento, les comparto aquí una lista de canciones que creo, en lo personal, son lo más representativo de este 2020. Espero la disfruten tanto escuchándola, como yo preparándola para ustedes.

B.